News
Loading...

Fin - David Monteagudo

Descubrir el secreto de uno de los inesperados éxitos literarios de comienzos de 2010 no es demasiado complicado. Basta con leer Fin (Acantilado, 2009) para darse cuenta de los motivos. Pero si todavía dudan sobre si comprarlo o no, o bien ya lo han leído y quieren cotejar si los puntos fuertes que encontraron coinciden con los nuestros, a continuación les desglosamos varios de ellos. (leer más)

La opera prima de David Monteagudo sorprende primero por la edad de su escritor más próxima a los cincuenta que a los cuarenta, aunque como el mismo explica en la entrevista en vídeo de la ficha del libro, antes no estaba ‘maduro’ para escribir. Madurez con notas de frescura novel sería por tanto la primera cualidad del mismo.

La trama, el argumento siempre en el filo de la navaja entre la realidad cotidiana y la fantasía está tan bien equilibrada que no se permite ni un ligero desliz. Fácilmente podía haber caído del lado más verosímil convirtiéndose en melodrama o haber optado por el lado más sci-fi transformándose en un clase b. Sin embargo Monteagudo equilibra el paso, tensa la cuerda y cruza de principio a fin el relato con un arte digno de un maestro.

La diversidad de géneros en la misma novela se nos antoja como una demostración de oficio en la que el lector es un pelele dentro de la misma. Lo que empieza como comedia urbana de situación, toma cariz de novela negra, se convierte en una road-movie en papel, y acaba más cerca de La carretera de McCarthy que de otro libro reciente. Pero todo va muy fluido, creíble, adaptado a la realidad, la cual solo el miedo de los protagonistas pervierte.

Desde nuestro blog criticamos abundantemente la falta de ilación de los diálogos cuando los escritores en su afán descriptivos incorporan líneas y más lineas descriptivas entre réplicas, convirtiendo una conversación de un minuto en diez páginas inconexas. Los primeros capítulos de Fin son un manual sobre como transcribir conversaciones largas, incluso con seis y siete personajes sobre el escenario. Conversaciones creíbles, iladas, banales o pensadas pero apegadas a la verdad y coherentes, que consiguen el efecto perseguido.

Dejamos que ustedes también destaquen con sus comentarios algunas virtudes o defectos del mismo ya que al parecer Fin es un libro que se transforma en cada lector mostrando unos efectos de luz diferentes según cada usuario. Sorpréndanse si no lo han leído y sorpréndannos con sus puntos de vista si ya lo han consumido.

Pepe Rodríguez

SINOPSIS

Un grupo de antiguos amigos, que ya no tienen nada en común excepto un turbio episodio del pasado, se reúne en un refugio de montaña para pasar un fin de semana. La reunión sigue fielmente el guión habitual de estos casos, pero, en plena celebración, un acontecimiento externo alterará por completo sus planes. Sometidos a una creciente presión, cada individuo interpretará los acontecimientos según sus particulares obsesiones; y entre confesiones y rencillas largamente incubadas se irá recomponiendo un esquema sórdido e intrincado de las relaciones que los habían unido en el pasado, todo ello bajo la sombra de una amenaza cada vez más cercana y palpable.


Ficha del Libro

Título: Fin | Autor: David Monteagudo | Editorial: Acantilado | Páginas 352 | Precio 19€ |
Share on Google Plus

About Pepe Rodríguez

This is a short description in the author block about the author. You edit it by entering text in the "Biographical Info" field in the user admin panel.
    Blogger Comment
    Facebook Comment

2 comentarios :

Ignasi Raventós dijo...

Es uno de los pocos libros que me ha mantenido en vilo de principio a fin. Me ha gustado mucho, su prosa precisa como un bisturí. Su sentido de la realidad, estricto y del cual no se aparta ningún momento. Debo reconocer que al principio, me ha parecido un poco flojo en el uso de técnicas narrativas más resolutas. Pero a medida que he entrado en la historia, me he dado cuenta de la fidelidad y la disciplina con que David utiliza sus recursos. Se mantiene fiel a un estilo y no cede a florituras literarias que pudiesen aportar variedad o novedad. Los diálogos son verosímiles y cumplen perfectamente su función de descubrirnos aspectos de los personajes o poner en marcha la trama. Creo que es muy acertado el uso de ese narrador omnisciente, pero que no matiza, ni profundiza, ni sentencia. Simplemente nos pinta un cuadro con mirada precisa, usando las palabras con maestría para dibujar escenarios, sensaciones, casi los pensamientos de los personajes, pero sin decirlos, tan sólo mostrándolos.
EN definitiva. He disfrutado mucho leyéndolo.

Mentxu dijo...

He de reconocer que el libro me ha enganchado de una manera impresionante, cosa que no me pasaba hace un tiempo, pero el final me ha decepcionado mucho. Llamadme tonta o lo que más os guste pero me hubiese gustado ¡saber qué es lo que pasaba! claro que puedo hacerme mi propia historia y explicación sobre el asunt pero esperaba una respuesta y su final me ha dejado con mal sabor de boca....